LaRouche exige 'Audiencias de la Comisión Pecora'; sostiene que el salvataje de GMAC hiede a corrupción

3 de enero de 2009

Mire el video, "Comisión Pecora", y lea las últimas noticias sobre este tema

30 de diciembre del 2008 (LPAC).— Indignado de que la pila de derivados en bancarrota llamada General Motors Acceptance Corp. (GMAC) fuera ungida por la Reserva Federal como "banco", y de inmediato rescatada por el Departamento del Tesoro, el estadista y economista Lyndon LaRouche renovó su demanda para que el Congreso lleve a cabo en enero "nuevas audiencias como las de la Comisión Pecora" que investiguen las estafas que han detonado la crisis de desintegración financiera más grande de la historia.

Las famosas audiencias congresionales de 1932-1933 en las que el fiscal de distrito de la Ciudad de Nueva York Ferdinand Pecora fuera el investigador en jefe de las estafas de las compañías tenedoras de JPMorgan e Insull, ayudaron a hacer posible la reorganización bancaria del presidente Franklin Roosevelt y el Nuevo Trato. Puso al descubierto la criminalidad de las especulaciones que causaron el derrumbe financiero de 1929-1932; Samuel Insull, y Edwuard "Jock" Whitney del JPMorgan, terminaron en prisión; y la población de los Estados Unidos supo a quiénes enfrentaba.

"Esto demuestra la necesidad de crear de inmediato una 'Comisión Pecora', ahora mismo", dijo LaRouche. Cualquier idea de que el salvataje de GMAC "salvará algo de empleo en el sector automotriz", y que, por tanto, el Congreso tiene que tolerarlo, LaRouche lo calificó como chantaje. "Contra lo que se topa uno en esta cosa automotriz, es que la gente dice 'necesitamos salvar empleos'. Pero no existe ninguna intención de salvar empleo alguno. Solamente existe la intención de rescatar los intereses financieros. GMAC muestra eso de manera chocante.

"Esto es causa para reconstituir de inmediato la Comisión Pecora. Están hablando sobre un compromiso de fondos del gobierno, de lo cual el Congreso no sabe nada".

El escándalo del rescate de GMAC hiede por todos lados, de billones de valores y derivados apestosos que han derrumbado la totalidad del sistema financiero.

Luego de que el Departamento del Tesoro agotó los dos primeros tramos de 350 mil millones de dólares de los llamados fondos TARP autorizados por el Congreso, está capitalizando ahora al "banco" GMAC LLC con fondos que el Congreso no ha aceptado autorizar y que la mayoría de los congresistas se opone a autorizar. Una fuente anónima del Tesoro dijo al diario Detroit News —también citada por Bloomberg News— que el "Congreso simplemente tendrá que autorizar los otros 350 mil millones de dólares".

"Esto es un chantaje contra el Congreso", señaló LaRouche, "y contra su base electoral que se opone abrumadoramente a estos salvatajes.

"Esto pasó antes. La Comisión Pecora investigó y lo detuvo. La misma estafa. Pecora investigó a Insull y Morgan. Ahora la estafa de GMAC y Cerberus es exactamente como ésa de Insull y Morgan. Se trata de la misma corrupción ahora dentro del gobierno, del gobierno saliente de Bush".

GMAC LLC se convirtió en "banco" con una deuda de 161 mil millones de dólares, toda chatarra, y pérdidas de 8 mil millones de dólares en los últimos siete trimestres. La Reserva Federal declaró "banco" a GMAC el 26 de diciembre, a pesar de no lograr demostrar una y otra vez durante dos meses los criterios de la Reserva especialmente diseñados y promulgados para permitirle convertirse en banco. Y una semana después, el 29 de diciembre, el Departamento del Tesoro capitaliza a GMAC como "banco" con 6 mil millones de dólares. "El acuerdo se cerró y el banco GMAC ya tiene el dinero", anunció simplemente al día siguiente el Tesoro.

LaRouche habló directamente del enorme interés de las bases electorales locales en las "audiencias Pecora". "Las estafas de estos bancos de Wall Street a los estados y municipalidades por todo el país —como en el caso de Birmingham, que cayó en bancarrota debido a los derivados financieros que le vendió JP Morgan Chase— es otra poderosa razón para una nueva "Comisión Pecora" hoy. Lo mismo también en el escándalo Madoff.

La estafa del "banco" GMAC, de hecho, se sobrepone al escándalo del esquema de la pirámide de 50 mil millones de dólares de Bernard Madoff. La cabeza del nuevo "banco" GMAC —instalado como presidente ejecutivo hace 30 meses por Cerberus Capital Partners— es Ezra Merkin, administrador de fondos especulativos que tiró más dinero de sus inversionistas en el esquema Madoff que ningún otro "administador de inversiones". ¿Que tanto de la deuda de GMAC le esquilmó Merkin desde 2006 con inversiones en derivados en el hoyo negro de Madoff?

LaRouche indicó que su Comité de Acción Política (LPAC) cuenta con muy amplia base de presión sobre el Congreso en apoyo a su Ley de Protección a los Bancos y Propietarios de Vivienda (HBPA), que habría levantado un "cortafuego" para proteger la economía de la crisis de desintegración de los bancos. El Congreso se paralizó en la víspera de la introducción de la HBPA y en pánico optó en cambio por los salvatajes sin sentido a los bancos. "Ahora el sistema entero se derrumbó y la economía enfrenta la ruina; nosotros debemos movilizar esas bases electorales para conseguir de inmediato la realización de una "audiencia Pecora" en el Congreso. Esta es la manera de romper la tenaza de [Nancy] Pelosi sobre el Congeso".