Obama amenaza a Corea del Norte por "hackear" supuestamente a Sony

23 de diciembre de 2014

23 de diciembre de 2014 — El Presidente Obama dijo el domingo 21 en la cadena CNN que estaba considerando volver a poner a Corea del Norte en la lista del Departamento de Estado sobre "Estados patrocinadores del terrorismo" e imponerle sanciones, en respuesta a la supuesta evidencia del FBI de que Corea del Norte ha atacado electrónicamente a Sony Pictures.

Las amenazas de Obama se produjeron después del supuesto ciberataque de Corea del Norte contra Sony por su transmisión programada para el 25 de diciembre, ahora cancelada, de la película "La entrevista", una supuesta "comedia" en donde se describe el asesinato del Jefe de Estado de Corea del Norte, Kim Jong-un, con un misil disparado contra su helicóptero que hace que le vuele la cabeza en pedazos.

En tanto que Obama se aferra a otra vía más para provocar una guerra nuclear, el cuento de que Corea del Norte atacó cibernéticamente el estudio y secretos personales de Sony y los puso al descubierto en línea ya fue hecho trizas por numerosos expertos en guerra cibernética, como lo informa la revista Wired The Hollywood Reporter y Jason Diz de antiwar.com, entre otros.

La revista The Hollywood Reporter detalla el 12 de diciembre el ataque cibernético del 24 de noviembre contra el productor de la película Sony, y señala que Sony llamó al FBI después de que se subieron en línea secretos de la empresa e información personal y confidencial. Los piratas informáticos, que se identifican como #GOP, abreviación de "Guardians of Peac" (Guardianes de la paz), subieron el 1 de diciembre una hoja de cálculo supuestamente interna en donde se incluyen los salarios base anuales de los 17 más altos ejecutivos de Sony.

Es bien sabido que Sony ha sido hackeada repetidamente, escribe The Hollywood Reporter, "sin embargo al interior del estudio, las fuentes dicen que existe muy poca evidencia de que haya sido Corea del Norte la que haya estado tras del ataque". Cita la opinión del experto en seguridad cibernética Hemanshu Nigan, en el sentido de que es difícil de creer que Corea del Norte sea el perpetrador; más bien, él cree que es más probable que haya sido un empleado o ex empleado con acceso administrativo privilegiado, dado que Sony despidió a cientos de empleados en el último año para reducir sus costos. "Si salieron de las redes de Sony una cantidad de terabytes de datos, sus sistemas de detección en la red lo hubieran notado fácilmente. También le hubiera tomado meses a un pirata cibernético descifrar la topografía de las redes de Sony para saber donde se almacenaba el patrimonio crítico y tener acceso a las claves para descifrarlos que se necesitan para abrir los filtros perforados. Los piratas cibernéticos no usan cosas como Hushmail, Dropbox o Facebook cuando quieren realizar actividades criminales".

Jason Ditz escribe en antiwar.com: "No fue sino hasta después de que EU empezó a mencionarlo [a Corea del Norte] como posibilidad, que los medios de comunicación empezaron a especular sobre esto y los hackeadores se aferraron a la excusa de Corea del Norte y empezaron a mencionar cualquier problema con la película. Anteriormente, la propia seguridad de Sony veía el incidente como un probable trabajo interno, por parte de un ex empleado descontento como alguien que casi con seguridad estuvo involucrado en sentar las bases para el ataque".