UNASUR avanza con el impulso del BRICS

13 de diciembre de 2014

13 de diciembre de 2014 – La 8va Cumbre de la Unión de Naciones Sudamericanas, UNASUR, que se llevó a cabo en Quito, Ecuador, los días 5 y 6 de diciembre, concluyó con el acuerdo de dar atención prioritaria a 7 de los 30 importantes proyectos de integración regional por aire, mar, ferrocarril y tierra; el estudio de la creación de un Fondo de Reserva Regional para respaldar la adopción de una moneda regional para el comercio, el sucre (el nombre de la moneda que tenía Ecuador antes de que se impusiera la "dolarización"); poner en operación al Banco del Sur para fines de este mes, y exhortar a su integración a los cincos países que no se han unido al banco, de los 12 que integran UNASUR, entre otras iniciativas.

El impulso de UNASUR hacia la acción viene a raíz de las reuniones del 16 de julio que sostuvieron con los jefes de Estado de las naciones del BRICS en Brasilia, Brasil, inmediatamente después de la cumbre de los BRICS en Fortaleza, Brasil, el día 15 de julio.

Entre los siete proyectos de infraestructura que tienen prioridad se cuentan: El Corredor Ferroviario Bioceánico Central (CFBC), que conectará el Atlántico con el Pacífico a través de Brasil, Bolivia, Perú y Chile (otra línea ferroviaria bioceánica corre desde Paraguaná, Brasil, y pasa por Asunción, Paraguay, el norte de Argentina, y termina en el puerto chileno de Antofagasta); la Carretera Caracas-Bogotá; y las mejoras en la navegabilidad en el Río de la Plata y sus conexiones.

No se ha informado como procederá el trabajo sobre estos proyectos, pero se dejó sentado el compromiso para poner en marcha estos proyectos de larga data y que son urgentemente necesarios (en el Capítulo XI, página 5, del nuevo Informe Especial de EIR sobre el Puente Terrestre Mundial se puede ver el mapa de la ruta del CFBC).

UNASUR tiene 10 años de existencia, pero los necesarios planes relacionados con la integración física económica para sus 500 millones de habitantes no han despegado todavía, y el Banco del Sur sigue en el papel. Ahora bien, en el marco de la nueva dinámica global que han desatado las iniciativas chinas de la Nueva Ruta de la Seda y la última reunión cumbre del BRICS en julio, UNASUR está listo para despegar. En su discurso en la cumbre de UNASUR, la Presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, dijo que la cumbre conjunta del BRICS y UNASUR en julio demostró "el peso creciente de nuestra región como interlocutor global", y expresó su confianza en que UNASUR continuará diversificando su cooperación con nuevos interlocutores.

Al concluir la reunión en Quito, se inauguraron las oficinas generales de UNASUR, cuyo edificio lleva el nombre del finado Presidente argentino, Néstor Kirchner. La viuda del Presidente Kirchner, la actual Presidenta de Argentina, Cristina Fernández, habló durante el acto de revelación de una estatua de Néstor Kirchner en frente del nuevo edificio. Ella destacó que UNASUR se construyó con batallas que se libraron por el derecho de las naciones sudamericanas a determinar sus propias políticas económicas y sociales, como lo ejemplifica las decisión en 2005 de hundir al Acuerdo de Libre Comercio de las Américas, y en las acciones conjuntas para defender a varios Presidentes en intentos de golpe de Estado. UNASUR no existe para los actuales Presidentes, dijo ella, sino para sus juventudes.