Con el euro, la Unión Europea no tiene soberanía, señala la Presidente de Argentina

24 de agosto de 2013

24 de agosto de 2013 — En un discurso bien directo y enérgico que dio el pasado miércoles 14 del presente en Buenos Aires la Presidente de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, señaló que una de las causas principales de la crisis que padece la Unión Europea actualmente, es el propio sistema del euro, el cual ha despojado a los países miembros de de toda soberanía sobre su moneda y sobre las decisiones de política monetaria.

"Porque no hay país en el mundo", señaló Fernández de Kirchner, "que pueda funcionar con una moneda que no imprime y que no le pertenece. Y si no, miren lo que le está pasando a la Unión Europea. ¿Dónde está uno de los principales motivos de la crisis de la Unión Europea? En la unidad monetaria [el euro], que priva a cada uno de los países de la política monetaria, del instrumento monetario que es algo más que una moneda o un papel: Es soberanía para tomar decisiones políticas" que puedan favorecer a los ciudadanos de sus países respectivos.

Esta es la primera vez que la Presidente argentina ha atacado al sistema del euro de este modo, donde lo define como un mecanismo supranacional que le ha quitado a las naciones europeas toda su soberanía. Estas declaraciones de Cristina Fernández de Kirchner coinciden con el planteamiento que hizo la presidenta del partido alemán Movimiento Solidaridad por los Derechos Civiles (Buso, por sus siglas en alemán) Helga Zepp-LaRouche, en su videoconferencia internacional del 27 de julio sobre "Cómo detener el derrumbe financiero global en un fin de semana", cuyo tema central fue "si hay vida después del euro", y dond estuvo acompañada del director de EIR para Iberoamérica, Dennis Small, quien habló sobre "¿Quién quiere derrocar al gobierno de Kirchner y por qué?"[1] Ambas conferencias tuvieron un público en vivo en Buenos Aires, además de otros lugares.

En su discurso del 14 de agosto, Fernández le recordó a su público que Argentina había sufrido una pérdida de soberanía militar del mismo tipo a principios de la década de 1990, cuando el agente de la City de Londres y Wall Street, el ex ministro de Hacienda, Domingo Cavallo, impuso en Argentina el mecanismo colonialista británico conocido como junta monetaria, mediante el cual se vinculó al peso argentino con el dólar en una relación de uno a uno, despojando al gobierno de cualquier control soberano sobre su propia moneda y su política monetaria, y al mismo tiempo sujetándola a los dictados asesinos de Londres y Wall Street. Cristina Fernández advirtió que la misma camarilla de Wall Street responsable de hundir a Argentina en la peor crisis de sus historia en los 1990, y que ahora está diezmando a las naciones europeas, ahora está preparando al dizque "peronista" librecambista, Sergio Massa, para que sea el próximo Presidente de Argentina para que vuelva a imponer las mismas políticas asesinas.