Glass-Steagall es parte de la solución a la 'Bankización de América'

21 de agosto de 2013

21 de agosto de 2013 — 'La Bankización de América' ha permitido que la parte del ingreso nacional de Estados Unidos que se va a las ganancias corporativas sea el más grande desde 1929, escribe Richard Eskow en su columna ourfuture.org. [1] Y la parte destinada a la población en forma de salarios y sueldos es la más reducida en el mismo período.

Eskow señala que"la información de la Reserva Federal sobre las ganancias corporativas fueron amablemente compiladas por un contribuyente del sitio de inversiones The Motley Fool, quien destaca que las ganancias financieras eran de un 11 por ciento del total de ganancias corporativas en Estados Unidos por allá por los 1947, el primer año en que se recabaron estas cifras...

"Estas ganancias se dispararon en la primera década del siglo 21. Su participación en las ganancias corporativas totales se ha elevado del 11% al 42%, en el último informe, y la Reserva Federal espera que siga elevándose...

"Los bancos tienen una parte más grande en el pastel de las ganancias corporativas, y ese pastel está más grande que nunca. Como lo destaca Floyd Norris en el New York Times, los cálculos revisados del gobierno sobre ingresos salariales y de sueldos es el 42.6% del PNB, que es igual a las cifras del 2010, el porcentaje más bajo desde que se empezó a recopilar esta información en 1929".

Este desequilibrio se tiene que corregir, insiste Eskow. "Muchas soluciones son bien conocidas de los reformadores bancarios y los votantes bien informados: el restablecimiento de la Glass-Steagall o algo muy parecido. Insiste en una fuerte supervisión reguladora del sector bancario y en que los reguladores tengan autoridad para hacer su trabajo. Hay que ponerle fin a los bancos demasiado grandes para quebrar, en vez de fomentar su consolidación (como lo ha estado haciendo el gobierno en los últimos años). Procesar penalmente a los banqueros criminales..."