Sir Bill Gates explica su cálculo genocida

20 de may de 2013

20 de mayo de 2013 — En entrevista con Ezra Klein para el Washington Post del domingo, el multimillonario Bill Gates, una de las fuentes de dinero más grande para las investigaciones médicas en el mundo, dio una respuesta muy reveladora cuando le preguntaron "¿cómo toma la decisión sobre qué es lo que vale la pena financiar o no?"

Gates, que se dice está fanáticamente comprometido a resolver el problema de la "sobrepoblación", entró de lleno al cálculo hitleriano de los 'comensales inútiles'. "La forma en como se discute esto es: '¿cuanto vale un año de vida?' ", dijo Gates. "Lo llaman año de vida ajustado a la incapacidad (DALY por sus siglas en inglés). Cuando se gerencia el sistema de salud de un país pobre, no se puede tratar un año de vida como si valiera más de, digamos, $200 o 300 dólares, o de otra forma se pondría en quiebra inmediatamente todo el sistema de salud. Así que, con pocas excepciones, no se hace nada en relación al cáncer...

"Incluso hasta las cosas simples no pasan la prueba. Estamos a punto de decir que ahora que la medicina para la alta presión arterial es genérica y por lo tanto más barata, se debe usar en África para la presión alta y que es un problema tan común en términos de la muerte por ataques al corazón".

"Pero, aquí están las buenas noticias para estos países. Si se gasta menos del 2% de lo que gastan los países ricos, pero se gastan en vacunas y antibióticos, se obtiene más de la mitad de lo que hacen los servicios de salud para prolongar la vida".

Klein se tragó esta tripa gorda sin pestañear. Después volvió de nuevo a pedirle a Gates que aplicara la lógica para el sistema de salud de Estados Unidos:

Gates dijo: "Desafortunadamente, en la salud del mundo rico, las innovaciones son tus amigas y enemigas. Las innovaciones son inventar el reemplazo de órganos, reemplazo de coyunturas. Estamos inventando formas de hacer cosas nuevas que cuestan $300,000 y que toman a personas en sus 70 años y les dan en promedio, digamos unos dos o tres años más de vida. Entonces uno se tiene que preguntar, dados los recursos finitos, ¿debemos despedir dos o tres maestros para hacer esta operación? Y con la quimioterapia, hay cosas en donde estamos gastando nuestros dólares en tratamientos en donde se valúa la vida aquí en más de $10 a 20 millones... lo cual, si se es infinitamente rico, por supuesto estaría bien.

"Así que la mayoría de las innovaciones, desafortunadamente, aumentan los costos netos en el sistema de salud. Hay muy pocas excepciones, en particular las que tienen que ver con las enfermedades crónicas. Si se pudiera curar el Alzheimer, si se pudiera evitar la diabetes… eso es gigantesco en términos del ahorro de dinero. Pero el régimen de incentivos no los favorece".

Klein respondió: "Un prerrequisito para el tipo de innovaciones que recortan los costos de los que hablas es tener la disposición de hacer juicios sobre cuánto vale una vida humana. Pero apenas empiezas a tratar solamente que la gente piense sobre esas opciones, la gente empieza a gritar '¡paneles de la muerte!' "

"Si, alguien en la sociedad tiene que enfrentar la realidad de que hay recursos finitos y que estamos haciendo concesiones, compensando unas cosas con otras… Cuando se le paga el reembolso a un doctor que hace la pregunta, '¿quiere un cuidado heroico al final de su vida?', dicen que eso es un panel de la muerte. No, no es un panel de la muerte. Es preguntarle a alguien que tome una decisión".

Bill Gates recibió un nombramiento honorario de caballero del reino por parte de la Reina Elizabeth II en marzo de 2005.