El presidente sirio le dice a su nuevo gabinete: Estamos en guerra.

27 de junio de 2012

27 de junio de 2012 (LPAC) — El martes el presidente de Siria, Bashar al Assad, dirigiéndose a su recién instalado gabinete, lanzó una advertencia escalofriante, de que el país está en guerra. Sus duros comentarios se dieron mientras que rebeldes armados y financiados desde el extranjero, incluyendo a mercenarios extranjeros, realizaron ataques armados sobre edificios de las Guardias Republicanas en las afueras de Damasco, y el gobierno turco emitió nuevas reglas militares de combate, tras el derribo de un avión de vigilancia turco sobre las aguas territoriales sirias la semana pasada.

El martes por la mañana, el gobierno turco se reunió con embajadores de la OTAN en Bruselas, para consultar sobre el incidente del derribo del avión. Aunque Rasmussen, secretario general de la OTAN, dejó claro que la OTAN no esta interesada en una acción militar en contra de Siria, al invocar el artículo 4 para la sesión de Turquía, podría ser el preludio para una intervención directa de la OTAN. El martes el primer ministro Erdogan, se dirigió al parlamento turco y prometió que Turquía podría tomar represalias por lo del avión derribado y advirtió que cualquier agrupamiento de tropas cerca de la frontera con Turquía sería considerada una amenaza para el país y podría desencadenar una acción militar. No se puede descartar el peligro de una guerra fronteriza a gran escala entre Turquía, miembro de la OTAN, y Siria a pesar de las declaraciones de los funcionarios turcos en el sentido de que no están interesados en un conflicto directo.

Kofi Annan, enviado especial de la ONU y la Liga Árabe se mantiene trabajando sobre un Grupo de Contacto que se reunirá en Ginebra el sábado 30 de junio, y él continúa insistiendo en que Irán debería ser miembro del Grupo, una propuesta que es apoyada por Rusia e incluso por la Liga Árabe. Sergei Lavrov, ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, indicó que estaría listo para asistir a dicha reunión, que es vista como la última oportunidad para restablecer el alto al fuego y las negociaciones previstas en el plan Annan. La representación china se ha ofrecido a ser anfitrión de la reunión de Ginebra del 30 de junio.

El obstáculo para el plan Annan y la propuesta del Grupo de Contacto, sigue siendo el hecho de que los británicos, Francia, el gobierno de Obama, Arabia Saudita, Turquía y Qatar, están empeñados en el cambio de régimen en Damasco y están completamente involucrados en armar coordinadamente a la oposición, la cual incluye a Al Qaeda y fanáticos radicales neosalafistas.

Ayer el Presidente ruso, Vladimir Putin, concluyó su gira por la región, que le llevó a Israel, a Belén en la Rivera Occidental, y luego a Jordania. Putin se reunió con el presidente Abbas y con el rey Abdullah II. En Israel transmitió un mensaje fuerte, de que no es benéfico para Israel el iniciar acciones militares, ya sea, en contra de Siria o Irán. A raíz de la reunión en Moscú entre el P5+1 e Irán, se ha reanudado el ruido del tambor para un ataque conjunto de Estados Unidos e Israel en contra de Irán, a pesar del hecho de que están programadas las reuniones técnicas entre los expertos de la Unión Europea e iraníes, para iniciar la próxima semana y se espera que conduzcan a una nueva ronda de negociaciones del P5+1 e Irán.

El martes Lyndon LaRouche advirtió que en el momento en que la desintegración de Europa llega a un punto de ruptura a finales de esta semana, se intensifica el peligro de que Londres provoque una confrontación termonuclear.