Putin ganó la presidencia de Rusia en la primera ronda

5 de marzo de 2012

5 de marzo de 2012 — Con más del 94% de los votos contados, el Primer Ministro Vladimir Putin obtuvo una victoria clara en la primera ronda en las elecciones presidenciales de ayer en Rusia. El porcentaje que obtuvo en la votación estaba en ese momento en un 64.78% en contra del 17.03% del candidato del Partido Comunista, Gennadi Zyuganov; 7.6% del multimillonario Mikhail Prokhorov, candidato independiente; 6.31% para Vladimir Zhirinovsky del Partido Liberal Demócrata de Rusia; y solo un 3.73% para el dirigente de Una Rusia Justa, Sergei Mironov. Es decir, entre los dos primeros que llevan la delantera, los dos candidatos antilberales, constituyen el 82% de la votación.

Para la noche del domingo, Mironov, Prokhorov y Zhirinovsky ya habían reconocido su victoria; faltaba que Zyuganov lo hiciera. El domingo le dijo a la prensa, según RIA Novosti, que el no consideraba honesta y justa la votación porque Putin se había negado a debatir con los otros candidatos en persona y porque la maquinaria del gobierno había promovido uno de los candidatos por sobre los otros.

El recuento preliminar de asistencia a las urnas fue del 64%. Las encuestas de salida, citadas en una televisora estatal, proyectaran que el porcentaje final de Putin podría estar entre el 58 y 59%, aunque las cifras seguían estando más cercanas al 65%, incluso en la medida en que el recuento se movía hacía la zona occidental donde están las grandes ciudades.

La Comisión Central Electoral presidida por Vladimir Churov anunció la victoria de Putin, menos de una hora después de que cerró la última casilla electoral, en Kaliningrado. Más tarde Putin, junto con el actual presidente Dmitri Medvedev, se hizo presente para hablar ante una enorme concentración para celebrar la victoria en la Plaza Magezh, enseguida del Kremlin. Se calcula que había entre 70,000 y 100,000 personas congregadas; la multitud llegaba hasta la calle Tverskaya y otras arterias urbanas aledañas.

Putin agradeció a los que votaron por el y a todos los ciudadanos que votaron, su victoria, "en una contienda abierta y honesta". Dijo "le doy las gracias a todos aquellos que dijeron "Sí" a una gran Rusia".

"Pero esta no fue solo la elección de un presidente de Rusia" agregó Putin. "Fue una prueba muy importante para todos nosotros, para toda nuestra población, una prueba de nuestra madurez política, autonomía e independencia. Mostramos que, en verdad, ¡nadie nos puede imponernos nada! ¡Ni nadie ni nada! Mostramos que realmente nuestra población es capaz de distinguir fácilmente un deseo por lo que es nuevo y por la modernización, de las provocaciones políticas que solo tienen un objetivo: destruir el Estado ruso y usurpar el poder. Hoy el pueblo ruso mostró que estas opiniones y escenarios no van a pasar en nuestro país. ¡No pasarán! Hoy ganamos y, gracias al apoyo abrumador de una abrumadora mayoría de nuestros votantes, obtuvimos una victoria clara. Vamos a trabajar honesta e intensamente. ¡Vamos a triunfar! Y le hacemos un llamado a todos para que se unan en torno a los intereses de nuestro pueblo y nuestra Patria. ¿No les prometí que íbamos a ganar? ¡Ganamos! ¡Gloria a Rusia!"