El modelo de Goldman Sachs no fue único: ante ustedes Magnetar

22 de abril de 2010

21 de abril de 2010 (LPAC) — Hace dos semanas, antes de la noticia sobre la acusación de la Comisión Nacional de Valores de EU (SEC por siglas en inglés) en contra de Goldman Sachs por haber diseñado sus propios CDO para que perdieran (siglas en inglés de las mentadas Obligaciones de Deuda con garantía prendaria, que en este caso eran hipotecas sin valor) el portal electrónico investigativo ProPublica dio a conocer un informe en donde documentaba exactamente el mismo procedimiento empleado por Sachs, en este caso a cargo de un fondo compensatorio con sede en Chicago, Magnetar. Magnetar, el nombre astronómico de una estrella colapsada que se ha convertido en hoyo negro, capaz de consumir galaxias, nombraron su fondo en honor a... las galaxias.

Magnetar fue creado en el 2005 por Alec Litowitz, un corredor con carrera meteórica que salió del fondo compensatorio de Chicago Citadel Investment. Litowitz y David Snyderman, reclutado de Nueva York, rápidamente se enfocaron en el aspecto de los "valores" (los "bonos chatarra", si se quiere) del mercado de hipotecas CDO. Estos valores bursátiles constituían el "tramo" más difícil de vender para los bancos, (el segmento de CDO que contenían los préstamos menos redituables) pero después de recolectar $1,700 millones de dinero de los inversionistas, Magnetar corrió la voz, "nosotros compramos". Al hacerlo, Magnetar, en realidad ayudó a perpetuar la burbuja que Greenspan había creado.

En su momento culminante, Magnetar estaba consumiendo como una tercera parte de esta porción de "basura tóxica" del mercado de CDO transacciones que a la larga alcanzaron los $23 mil millones de dólares— en donde los bancos más grandes de Wall Street les estaban besando virtualmente los pies para comprar esta cosa. (El primer fondo de Magnetar, Orion, involucró al Deutsche Bank, quien metió a un "pequeño banco alemán", IKB). En un artículo aparecido justo antes del desplome del mercado, en marzo de 2007, Business Week puso a Magnetar casi en primer lugar de su lista de "¿Quienes van a salir despedazados?"

Lo que nadie sabía, pero que pronto se dieron cuenta, fue que Magnetar, al igual que Goldman Sachs y el fondo compensatorio de John Paulson, estaban apostando a que sus propias inversiones se iban a desplomar. Incluso cuando el mercado ya empezaba a desplomarse, Magnetar continuaba haciendo transacciones, aunque finalmente lograron crear uno, "Tigris", en marzo de 2007, que salió tan mal que hasta la agencia calificadora Moody's se negó a darle una calificación. Finalmente lograron venderle Tigris al banco japonés Mizuho, con lo que Magnetar se embolsó $450 millones de dólares.

En 2007, se estimaba que el fundador Alec Litowitz había hecho $280 millones: el fondo Constellation, central de Magnetar, subió 76% en el año; los "activos bajo su gestión" habían crecido a $7,600 millones (un aumento del 300% en dos años) y se le concedieron a sus dos corredores estrellas los honores de "corredores del año". Hoy Litowitz ha sido informado que la SEC está "inspeccionado" las transacciones de Magnetar, y una demanda en proceso entre Merrill Lynch (como fondo vendedor) y Dutch Rabo Bank (como el comprador "incauto"), involucra a un fondo desplomado, "Norma", creado por Magnetar. Pero por ahora, todavía están "en el negocio".

Air Jordan 1 Retro High OG 'Chicago' White and Black-Varsity Red For Sale