Pompeo amenazó con romper con Australia si el estado de Victoria continúa con la Franja y la Ruta

26 de may de 2020

26 de mayo de 2020 – El desquiciado secretario de Estado de EU, Mike Pompeo, sigue desatado. El domingo 24 le dio una entrevista a Sky News Australia, uno de los medios de Rupert Murdoch, en donde amenazó con “desconectar” los nexos de inteligencia y de telecomunicaciones con Australia si no impiden que el estado de Victoria siga colaborando con la Iniciativa de la Franja y la Ruta (IFR) de China.

El premier de Victoria, Daniel Andrews, firmó un memorando de entendimiento para cooperar con la IFR en octubre de 2018. Tienen contemplado acuerdos específicos de inversiones conjuntas en los próximos meses, según informó el diario South China Morning Post.

Le preguntaron a Pompeo sobre este acuerdo con la IFR, y dijo que “en la medida en que eso tenga un impacto inverso en nuestra capacidad para proteger las telecomunicaciones de nuestros ciudadanos privados o las redes de seguridad de nuestras comunidades de defensa y de inteligencia, simplemente los desconectamos. Simplemente los separamos. Vamos a preservar las redes confiables para la información importante. Esperamos que nuestros amigos y socios y aliados en todo el mundo, en especial nuestros socios en los Cuatro Ojos [Australia, Canadá, Nueva Zelandia, Estados Unidos y el Reino Unido] como Australia, hagan lo mismo”. Pompeo también le ha exigido al gobierno del Reino Unido de Boris Johnson que cancele sus acuerdos con Huawei o recibirá el mismo corte en los nexos de inteligencia. Hasta ahora, Johnson no ha cedido.

El servil Primer ministro de Australia, Scott Morrison, le besó de inmediato la Cruz de Hierro a Pompeo, y dijo: “Nosotros no respaldamos esa decisión cuando la tomaron ellos [Victoria]. Los asuntos de interés nacional en asuntos internacionales se determinan por el gobierno federal. Yo respeto su jurisdicción [de Victoria] cuando se trata de los asuntos por los que ellos son responsables y ha sido siempre la práctica común para los estados, respetar y reconocer el papel del gobierno federal para establecer la política exterior”.

El gobierno de Morrison fue el que tomó la delantera en la Asamblea Mundial de la Salud para pedir una investigación independiente sobre la supuesta responsabilidad china por la crisis de la COVID-19. En la entrevista con Sky News, Pompeo repitió la mentira ya desprestigiada de que China infectó al mundo intencionalmente. “Los vimos cerrar la provincia de Hubei”, dijo Pompeo, “pero dejaron abiertos los vuelos a Milán y a Teherán, lugares que fueron muy afectados, hubo vuelos a lugares como la Ciudad de Nueva York, y estoy seguro que también a Australia”. Como lo ha informado ya EIR, el profesor Daniel Bell de la Universidad de Tsinghua, ha demostrado que tanto los vuelos internacionales como internos en China fueron cancelados.

A principios de este mes, Pekín restringió la importación de carne de res e impuso un arancel de 80% a la cebada australiana, “una acción que se ve generalmente como represalia porque Australia presionó por una investigación internacional independiente sobre la pandemia del coronavirus”, según el diario de SCMPost.

FASHION NEWS