La Unión Agropecuaria de Indiana hace un llamado a Trump y al Congreso para que inicien proyectos de La Franja y la Ruta con urgencia

21 de noviembre de 2017

21 de noviembre de 2017 — En la Convención de la Unión Agropecuaria de Indiana que se llevó a cabo el 18 de noviembre, se aprobó la siguiente resolución dirigida al Presidente Donald Trump y al Congreso de Estados Unidos, para tomar medidas de emergencia para defender a los ciudadanos estadounidenses en contra de los inminentes efectos de una desintegración financiera. Jim Benham, presidente de la Unión Agropecuaria de Indiana (la sección estatal de la Unión Agropecuaria de Estados Unidos) habló antes de la presentación que hizo Bob Baker del Instituto Schiller, en la cual resumió el éxito de la gira del Presidente Trump por Asia del 5 al 13 de noviembre, la cual estableció un potencial para una “nueva era” en la historia de la humanidad. Los proyectos que la resolución promueve son congruentes con “las cuatro leyes” para salvar a Estados Unidos que planteó Lyndon LaRouche el 10 de junio de 2014, y señalan la urgencia de que Estados Unidos participe en la Iniciativa de la Franja y la Ruta china.

“SE RESUELVE por la Unión Agropecuaria de Indiana que le exige al Congreso de Estados Unidos que reconozca que el sistema financiero transatlántico está al borde de un nuevo colapso, mucho peor que el que sucedió del 2007 al 2008. Que las condiciones de vida para la enorme mayoría de los estadounidenses, agricultores, ganaderos y trabajadores se ha venido empeorando continuamente durante las últimas dos décadas. Ya que la política económica de Estados Unidos se ha enfocado en proteger a la burbuja especulativa de Wall Street, en vez de proteger el bienestar general y la posteridad futura del pueblo estadounidense. Reconocemos que es necesario que se tomen acciones de emergencia para evitar una nueva crisis financiera, y lograr que los estadounidenses vuelvan a tener empleos en los que reconstruyan nuestra nación y nuestro futuro.

“Para alcanzar esto, le pedimos al Presidente Donald Trump y al 115vo Congreso que aprueben e implementen proyectos en cuatro áreas para lograr la recuperación de la economía, con carácter de emergencia, y unirse al desarrollo económico del proyecto de la Nueva Ruta de la Seda donde todos ganan, para la cooperación global de todos los países como naciones soberanas, en grandes proyectos de infraestructura y desarrollo económico que están implementando muchos países en toda Europa, Asia, África, Suramérica, y con el liderato y participación de Estados Unidos, por todo el mundo.

“Las cuatro áreas definen un programa coherente de recuperación económica, sustentado en el Sistema Americano de economía: 1) Restablecer la Ley Glass-Steagal original de Franklin Roosevelt, que separa las actividades de préstamo comercial de las actividades especulativas de Wall Street. 2) Volver a un sistema hamiltoniano de banca nacional. 3) Emitir crédito federal directo para proyectos e iniciativas que permitan elevar los niveles de producción e ingresos. 4) Iniciar un programa de emergencia para el desarrollo de la energía de fusión y la expansión acelerada de nuestro programa científico espacial. La recuperación económica de Estados Unidos sucederá rápidamente si Estados Unidos retorna a sus políticas económicas originales y se une a la construcción de infraestructura y desarrollo económico en que se ha convertido el modelo del programa ganar-ganar de la Nueva Ruta de la Seda de China, para el desarrollo económico acelerado”.