Erik Prince lanza plan para privatizar la guerra en Afganistán

12 de agosto de 2017

11 de agosto de 2017 — El diario USA Today informó el martes 8 que la Casa Blanca “está considerando activamente un atrevido plan para entregar una buena parte de la guerra de Estados Unidos en Afganistán a contratistas privados”. Bajo el plan, los 8,400 soldados estadounidenses serían reemplazados por 5,500 contratistas con una fuerza aérea privada de 90 aviones. “El plan sigue bajo seria consideración de la Casa Blanca a pesar de los reparos del Asesor de Seguridad Nacional H.R. McMaster y el Secretario de la Defensa James Mattis” dice USA Today.

El hombre tras el plan, Erik Prince, famoso por el caso Blackwater, apareció ayer en el programa “This Morning” de la CBS para vendérselo al público.

“¿Hasta cuando se podría decir que el enfoque militar convencional en Afganistán no ha funcionado?”, pregunta Prince. “Quizá pudiéramos decir que 16 años”, responde el mismo. Fue cuidadoso en evitar aparecer como que él estuviera buscando obtener contratos para su compañía, aunque sostuvo que podría ayudarle a Estados Unidos a reducir el costo de la guerra de $45 mil millones al año a menos de $10 mil millones. “Mira, si esto se reduce a licitaciones o lo que sea, si alguien es capaz de presentar una solución para ahorrarle a los contribuyentes $40 mil millones de dólares, yo creo que cualquiera debería competir y hacerlo” dijo. Prince, mejor conocido como el fundador de la compañía mercenaria de triste fama, Blackwater (la cual vendió en el 2010), insiste en que cualquier contratista que le pueda hacer frente a este problema debe poder obtener el contrato. “Eso es capitalismo” dijo.

En realidad, lo que está promoviendo Prince, es lo que siempre ha hecho, es decir, seguir el modelo de la compañía de las Indias Orientales británica de saqueo, y privatización de las guerras y sacar en el proceso considerables ganancias, bajo el supuesto de que van a continuar con el programa de guerra permanente.