Trump firma la ley de sanciones, pero le advierte al Congreso que son anticonstitucionales

3 de agosto de 2017

3 de agosto de 2017 -– El miércoles 2, el Presidente Donald Trump firmó la H.R. 3364, la “Ley para Contrarrestar a los Adversarios de America Mediante Sanciones”, lo que la convierte en ley. Junto con la firma, dio a conocer una declaración en la cual ataca la ley porque “incluye un número de disposiciones claramente anticonstitucionales”. Entre estas se cuentan que:

Viola “la autoridad constitucional exclusiva del Presidente de reconocer gobiernos extranjeros, entre ellos los límites territoriales”.

Le permite al Congreso cambiar la ley sin tener que pasar por los procedimientos prescritos por la Constitución;

Dirige a empleados de la rama ejecutiva a que “emprendan ciertas iniciativas diplomáticas” sin la autorización presidencial; y

Evita que el Presidente, en algunos casos, reciba a embajadores como lo dispone el Artículo II, Sección 3 de la Constitución.

“Mi gobierno considerará cuidadosa y respetuosamente las preferencias expresadas por el Congreso... y las implementará de una manera que sea consistente con la autoridad constitucional del Presidente de conducir las relaciones internacionales”, prometió Trump. Concluye con la advertencia de que, “mi gobierno espera en particular que el Congreso se refrene de usar este proyecto de ley erróneo para obstaculizar nuestro importante trabajo con los aliados europeos para resolver el conflicto en Ucrania y de usarlo para obstaculizar nuestros esfuerzos para abordar cualquier consecuencia no intencional que pudiera tener sobre las empresas estadounidenses, nuestros amigos o nuestros aliados”.

En una declaración más personal, por separado, Trump dijo: “Los autores de nuestra Constitución pusieron los asuntos internacionales en las manos del Presidente. Este proyecto de ley demostrará la sabiduría de esa decisión”.