Lo principal

                                                                                                                                                                                                                                                                                        

Histórica cumbre Putin-Trump: Todo puede encajar o derrumbarse

7 de julio de 2017

7 de julio de 2017 — En vísperas de la cumbre programada entre los Presidentes Putin y Trump este viernes, se abre un gran potencial para romper con la campaña orquestada por los británicos para sabotear la cooperación entre Rusia y Estados Unidos. Sin embargo, como lo advirtiera hoy Helga Zepp-LaRouche, este no es un momento de complacencia: “Todo puede encajar en su lugar o se puede desbaratar en pedazos”. La situación en Corea del Norte se está llevando al borde del abismo y se quiere culpar a China por ello, en tanto que los británicos están fabricando noticias falsas sobre un ataque con armas químicas en Siria y tratando de culpar a Rusia. Tenemos frente a nosotros la cuestión de la guerra o la paz, en lo inmediato.

Los británicos y los neoconservadores en ambos partidos, Demócrata y Republicano en Estados Unidos, vitoreados por los medios mentirosos, quieren que EU regrese a la trayectoria de guerra que llevaba Obama contra Rusia y China. El nivel de histeria y desesperación en la campaña para tratar de derrocar al Presidente se vio muy en vivo en la conferencia de prensa del Presidente Trump y del Presidente polaco Andrzej Duda, el jueves 6, después de que se reunieron en Varsovia, cuando un reportero trató de encajonar a Trump diciendo: “Responda sí o no, ¿interfirió Rusia con las elecciones en E.U.?”. Trump estuvo a la altura y respondió, en paráfrasis: “Pudo haber sido Rusia y pudieron haber sido otros países. Yo creo que es algo que viene sucediendo desde hace muchos años”.

Aunque Trump no mencionó a los británicos está bastante familiarizado, obviamente, con el expediente burdo de mentiras preparado por el agente del MI6 Christopher Steele (que está en la nómina de agentes británicos en los dos partidos, Republicano y Demócrata, y posiblemente también en la del FBI del señor Comey), que pinta a Trump como un títere de los rusos, chantajeado y controlado por Putin.

El periodista degenerado siguió presionando, y dijo que la comunidad de inteligencia de EU estaba culpando directamente a los rusos. Trump respondió, correctamente, que la comunidad de inteligencia y los compañeros reporteros del periodista, fueron denunciados recientemente por andar propagando noticias falsas alegando que “todas las 17 agencias de inteligencia de EU concuerdan” en que fueron los rusos, y que los medios se han visto forzados a admitir que estaban equivocados, en ésta y en otras noticias falsas relacionadas con Rusia. “¿Recuerdas Iraq?”, le preguntó Trump. “Todo mundo concordaba en que Iraq tenía armas de destrucción masivas, estaban un 100% de acuerdo, y estaban equivocados y acabamos en un gran embrollo”.

El Secretario de Estado Tillerson rumbo a la reunión del G-20 que empezó este viernes, le dijo a la prensa que la parte más importante de la cumbre Trump-Putin “es que el Presidente Trump y el Presidente Putin tengan un buen intercambio sobre lo que ambos ven es la naturaleza de las relaciones entre los dos países”. Destacó que en Siria, “hemos empezado una iniciativa, “para reconstruir la confianza entre nosotros y Rusia a nivel de las fuerzas armadas, aunque también a nivel diplomático. Yo creo que éste es un esfuerzo que sirve tanto a nuestros intereses como también de manera más general, a los intereses de la comunidad internacional”.

Trump también tendrá una reunión con Xi Jinping el viernes. Ya ha afirmado públicamente que quiere que Estados Unidos coopere con China en la Iniciativa de la Franja y la Ruta, la Nueva Ruta de la Seda. Al mismo tiempo, un grupo grande de expertos agrícolas importante de China, habló en un acto en Manhattan el mismo viernes, copatrocinado por el Instituto Schiller, junto con Helga Zepp-LaRouche y diversos agrónomos y granjeros estadounidenses, sobre la urgencia de la cooperación internacional para poder hacerle frente a la creciente crisis por hambrunas en el mundo. La FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación) informó esta semana que se está elevando de nuevo el número de seres humanos desnutridos en el mundo, lo que demuestra la necesidad de una cooperación para extender la ciencia y la tecnología que se necesita para alimentar a todo ciudadano en el mundo.

Trump ha prometido ponerle fin a las guerras de “cambio de régimen”, trabajar con Rusia en la derrota del terrorismo y trabajar con China en la Nueva Ruta de la Seda. También ha prometido implementar la Glass-Steagall, ponerle fin a las operaciones de casino de Wall Street y regresar al Sistema Americano hamiltoniano de crédito dirigido hacia la economía física y el bienestar general. ¿Lo hará? Está pregunta habrá de aclararse significativamente en los eventos históricos de los próximos días.