Lo principal

                                                                                                                                                                                                                                                                                        

Una nueva oportunidad

11 de febrero de 2017
El Presidente Vladimir Putin de Rusia y el primer ministro japonés Shinzo Abe se reunieron durante dos días en Nagato, Japón. 15 de diciembre de 2016. [Foto: en.kremlin.ru]

10 de febrero de 2017 — En una discusión extraordinaria e inspiradora con el Comité Político de LaRouchePAC el 6 de febrero, Lyndon Larouche dijo que la cumbre del Presidente Trump con el primer ministro de Japón Shinzo Abe el 10 y 11 de febrero, abre la puerta para que Estados Unidos se una al “nuevo acuerdo entre naciones”, como los acuerdos en marcha ruso-japoneses, la Iniciativa Una Franja Una Ruta, de China y los otros aspectos revolucionarios nuevos característicos del mundo del siglo 21. El artículo principal en el número que acaba de salir el 10 de febrero de la Executive Intelligence Review, titulado “Por lo tanto escoge vivir”, (disponible al público en http://larouchepub.com/eiw/index.html) resume esa discusión del 6 de febrero, así que no intentaremos tratar de volverla a resumir aquí. En vez de esto. solo vamos a destacar algunos de los acontecimientos decisivos que acaban de iniciarse y que ponen de relieve esta oportunidad histórica, la cual según el señor LaRouche solo estará disponible por un corto período de tiempo, a menos que nos apropiemos de ella ahora con sus “Cuatro Leyes Nuevas” de junio del 2014.

Como ya hemos dicho, parece que el Primer Ministro Abe viene a Washington con una oferta de inversiones en tecnología avanzada, tales como ferrocarriles de alta velocidad, lo que crearía unos 700,000 puestos de trabajo en EU. También se espera que ofrezca la cooperación en investigaciones en áreas de tecnología avanzada entre ellas la generación de energía nuclear avanzada. Por otro lado, el aspecto nuevo de la misión de Abe a Washington, que se reporta hoy en el Nikkei Asian Review, es que Abe propondrá la formación de un consejo permanente japonés-estadounidense, que por el lado japonés estaría presidido por el Ministro de Finanzas Taro Aso, quien es también el viceprimer ministro, y por el lado estadounidense por el vicepresidente Mike Pence.

Al arribo del Primer Ministro Abe al aeropuerto de la Base de la Fuerza Aérea Andrews el jueves en la tarde, informa Mainichi, “Abe buscará discutir con Trump formas de mejorar el comercio y las inversiones bilaterales para el beneficio económico de toda la gran región del Asia Pacífico... según autoridades japonesas”.

El 6 de febrero, Lyndon LaRouche había subsumido toda esta iniciativa de Abe hacia Estados Unidos, dentro del contexto de los nuevos acuerdos de Japón con Rusia hacia una mayor cooperación económica que lleve a un tratado de paz. Por ese lado ruso-japonés, informó ayer el Mianichi, el 7 de febrero fue el “Día de los territorios Septentrionales” en Japón, en el cual se reúnen cada año los japoneses expulsados de esas islas por los soviéticos en 1945 y sus descendientes, en una manifestación para pedir el regreso de las islas a Japón. Pero esta vez, el Primer Ministro Abe habló con ellos sobre su “enfoque nuevo”, que tiene “el objetivo de fortalecer la confianza mutua mediante proyectos conjuntos y llevar a la conclusión de un tratado de paz”. Las encuestas de opinión que se hicieron poco después de la cumbre de diciembre de Abe con el Presidente Putin en Japón, muestran que un 60 por ciento del público japonés apoya esta “enfoque nuevo”.

Sputnik informó que en el mismo día, el Ministro de Relaciones Exteriores de Japón, Kishida, convocó a la primera reunión de un consejo interministerial del gobierno japonés en cooperación con Rusia, en las islas Kuril (o Septentrionales). “Me gustaría pedirle a todos los ministerios interesados que empiecen sus consideraciones para proyectos económicos conjuntos con Rusia, entre ellos de pesca, turismo, salud y protección al ambiente” dijo Kishida. “Estos proyectos deberán ser ventajosos tanto para Japón como para Rusia. Esta mañana, Lyndon LaRouche destacó en particular este último punto “económicamente ventajosos para ambos”.

Se informa además que el Primer Ministro Abe viajará a Rusia dos veces este año, y sostendrá reuniones cumbre con Vladimir Putin en ambos viajes. El primer viaje programado para una fecha aún por determinarse en la primera mitad del 2017, y el segundo será a Vladivostok para el Foro Económico del Este en septiembre.

Por el lado de las relaciones sino-estadounidenses, el Presidente Trump le envió una carta el miércoles al Presidente chino Xi Jinping. No se dio a conocer el texto pero ambas partes dicen que es un mensaje de agradecimiento al Presidente Xi por su mensaje de felicitaciones por su toma de posesión (de Donald Trump), le extiende sus buenos deseos a la población china por el Festival Linterna del 11 de febrero y el Año del Gallo, y dice que el Presidente Trump espera con gusto desarrollar una “relación constructiva” con China. En respuesta, el vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Lu Kang dijo que “China le confiere gran importancia al desarrollo de relaciones con Estados Unidos”. China y Estados Unidos, ambos tienen una responsabilidad en la salvaguarda de la paz y la estabilidad mundial, y en el fomento del desarrollo y la prosperidad global. “La cooperación es la única alternativa correcta para China y los Estados Unidos”.

En el lado ruso-estadounidense, la vocera del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia, Maria Zakharova confirmó el jueves 9 que Rusia y Estados Unidos están trabajando sobre la posibilidad de una reunión entre el Ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov y el Secretario de Estado de EU Rex Tillerson, en los márgenes de la cumbre de ministros de relaciones exteriores del G-20 el 16 y 17 de febrero en Bonn.

Ayer, el Ministro Lavrov hizo algunas observaciones cuando el Ministerio de Relaciones Exteriores dio a conocer documentos sobre política exterior soviética de 1943. En el transcurso de una evocación muy emotiva de ese año clave de la guerra, dijo:

“Aunque los aliados perseguían sus propios intereses, pudieron elevarse por encima de las divisiones y diferencias y unir fuerzas en aras de derrotar la ideología nazi. Esto se puede ver claramente en los documentos de la Conferencia de Ministros de Relaciones Exteriores en Moscú de octubre de 1943 y en la Conferencia de los Tres Grandes en Teherán, en noviembre y diciembre de 1943. En estos acontecimientos los participantes discutieron temas críticos relacionados, entre otras cosas, al orden mundial de posguerra y la creación de la ONU. Hoy, cuando la comunidad internacional enfrenta el surgimiento sin precedentes del terrorismo y extremismo internacional, es de particular importancia la experiencia de la alianza y la cooperación para enfrentar tareas comunes”.