El Alto de Bolivia “será la gran ciudad del futuro”, con el centro de medicina nuclear construido por los rusos

3 de enero de 2017

3 de enero de 2017 — El vicepresidente de Bolivia, Álvaro García Linera, describió la ciudad de El Alto, futuro sitio del avanzado Centro de Desarrollo e Investigación de Tecnología Nuclear, que está construyendo la agencia de energía nuclear de Rusia, Rosatom, como “la gran ciudad del futuro” que va a ofrecer tremendas oportunidades a los bolivianos que van a recibir entrenamiento en los usos pacíficos de la energía nuclear.

El Alto, dijo García, va a reunir a los mejores doctores y científicos que sabrán cómo utilizar la medicina nuclear para detectar el cáncer y otras enfermedades, para lo cual ya no será necesario viajar a Brasil o a Argentina, informó el 25 de diciembre Prensa Latina.

En enero, la Universidad Pública El Alto (UPEA), que firmó un acuerdo con Rosatom el pasado julio para capacitar al personal, va a empezar a desarrollar programas de cuatro años para profesores en esta área, que después llevará a cabo el personal de Rosatom el año siguiente.

Según el rector de la UPEA, Reynaldo Cosme, informa Sputnik, la ubicación del Centro de Investigaciones Nucleares en El Alto le ofrecerá tanto a maestros como a estudiantes tremendas oportunidades de aprendizaje. La participación de Rosatom no es solo técnica. Durante las celebraciones de Navidad, el personal de Rosatom América Latina y la Agencia de Energía Nuclear de Bolivia (ABEN) distribuyeron juguetes entre 500 niños en El Alto y fueron anfitriones de una fiesta de chocolates para los residentes. La construcción planeada del Centro de Investigaciones Nucleares ha generado un gran optimismo en la ciudad, construida hace solo 30 años y con grandes necesidades de infraestructura, cuyos dirigentes ven el proyecto como uno que va a traer gran desarrollo y los empleos tan necesarios.